Tipos de leyendas

Una leyenda es un tipo de narración popular, transmitida de generación en generación, en la que se abordan ciertos hechos de la historia de un lugar o una población. Suele mezclar eventos naturales y sobrenaturales, así como elementos religiosos y mitológicos.

Ejemplos de leyendas:

  • La leyenda de la llorona
  • La leyenda de la mojana
  • La leyenda de la luz mala

A menudo considerada como un género de la literatura oral, la leyenda es común a todas las culturas y tradiciones, y se puede clasificar atendiendo a dos criterios fundamentales:

  • Según su origen, es decir, del lugar de donde es originaria la leyenda, ya que todas las leyendas siempre son locales. En este caso se puede distinguir entre leyendas rurales y leyendas urbanas.
  • Según su contenido, es decir, del tipo de relato en que consisten. En este caso se puede distinguir entre leyendas históricas, leyendas religiosas, leyendas etiológicas y leyendas escatológicas.

Leyendas rurales

Las leyendas rurales son aquellas que provienen del campo, es decir, de la vida por fuera de las ciudades. Sus principales características suelen ser:

  • No suelen estar recogidas en libros o textos, sino que se transmiten oralmente de generación en generación.
  • Sus relatos suelen tener como escenario el bosque, la campiña, las granjas u otros entornos rurales.
  • A menudo involucran animales y criaturas fantásticas, y prácticas tradicionales como la brujería y la hechicería.
  • Hacen referencia a elementos naturales locales, como las montañas, los ríos y los valles, y a eventos históricos locales, como batallas, desastres naturales, entre otros.
  • Pueden tener cierto contenido moralizante.
  • Normalmente se vinculan con el folklore y las tradiciones.

Algunos ejemplos de leyendas rurales son:

  1. La leyenda de la llorona o sayona, en casi toda Latinoamérica, según la cual el espectro de una mujer que perdió a sus hijos vaga por doquier para castigar a los hombres y mujeres infieles.
  2. La leyenda de la luz mala, en Argentina y Uruguay, según la cual aparece en el campo de madrugada una brillante luz, verde o blanca, y que se trata de un espíritu en pena. Para evitar su persecución, se debe morder la vaina de un cuchillo.
  3. La leyenda del silbón, en Venezuela, según la cual un espectro lleva a cuestas un saco lleno de huesos, en donde mete a sus víctimas luego de advertirles su presencia con un silbido. Si el silbido se escucha lejos, el silbón está cerca; y si se escucha cerca, el silbón está lejos todavía.
  4. La leyenda de los lobizones o juichos, en Sudamérica, según la cual todos los séptimos hijos varones de cada familia, debido a una maldición, se transforman en una especie de hombre-perro u hombre-lobo que corren salvajes en el bosque. Esto ocurre a menos que sus padres completen un ritual religioso en su nombre.
  5. La leyenda del chupacabras, en Norteamérica, según la cual existe una especie de criatura vampírica que se alimenta del ganado y que ha sido vista y combatida por los campesinos. En algunas versiones se trata de seres extraterrestres.

Leyendas urbanas

Las leyendas urbanas, al contrario de las rurales, son aquellas que tienen la ciudad como escenario de sus relatos. Sus principales características suelen ser:

  • Se transmiten oralmente de generación en generación, pero experimentando cambios significativos en el proceso, como reinvenciones y reelaboraciones.
  • Sus relatos suelen tener como escenario algún rincón misterioso de la ciudad, una casa o departamento abandonado, la red de alcantarillado o algún barrio periférico, entre otros.
  • Suelen ser más bien abstractas y tener poco anclaje en lo local, razón por la cual pueden manifestarse de maneras distintas en múltiples ciudades a la vez. También es posible que el escenario de sus ficciones sean ciudades lejanas en países exóticos.
  • Pueden estar vinculadas a personalidades de la televisión, internet e incluso la farándula.
  • Pueden tener cierto contenido moralizante.
  • Forman parte del folklore contemporáneo o las creencias populares, tales como los creepypasta de internet.

Algunos ejemplos de leyendas urbanas son:

  1. Las leyendas de casas embrujadas, según las cuales existe en la ciudad una vivienda donde tienen lugar fenómenos sobrenaturales, como apariciones y ruidos misteriosos, fruto de los espíritus en pena de las víctimas asesinadas allí.
  2. Las leyendas del tráfico de órganos, según las cuales a algún joven lo habría secuestrado una mafia de tráfico de órganos. El joven, al final del relato, despierta en una habitación de hotel con una cicatriz en el vientre o la espalda, y una nota de agradecimiento por el órgano extraído.
  3. Las leyendas de sustitución de personalidades famosas, según las cuales algún famoso de la televisión habría sido intercambiado por un doble casi exacto luego de algún accidente o de un suicidio. Esta leyenda se ha dicho sobre músicos como Paul McCartney y Avril Lavigne, entre otros.
  4. La leyenda del Metro-2 de Moscú, según la cual existe en la capital de Rusia una línea secreta del subterráneo que unifica los puntos clave de la ciudad y que permite la rápida movilización del gobierno y la milicia en caso de emergencia.
  5. La leyenda de la “huelga japonesa”, según la cual los obreros japoneses, al estar descontentos con sus trabajos, hacen una protesta que consiste en producir mucho más de lo esperado, para abarrotar los stocks de productos y ocasionar la pérdida de valor en el mercado, debido a la sobreoferta.

Leyendas históricas

Las leyendas históricas son aquellas cuyos relatos tienen que ver con eventos históricos y personalidades importantes de la historia, tanto a escala local como global. Sus características principales suelen ser:

  • Modifican el relato histórico oficial, incorporando eventos sobrenaturales, misteriosos o sospechosos.
  • Pueden considerarse tanto leyendas rurales como leyendas urbanas.
  • Normalmente son incomprobables o suficientemente ambiguas como para no ser desmentidas fácilmente por el relato oficial.

Algunos ejemplos de leyendas históricas son:

  1. La leyenda de que Shakespeare nunca existió, según la cual sus obras fueron escritas por un conjunto diverso de artistas de la época, y publicadas bajo el mismo seudónimo de William Shakespeare. Una variante de esta leyenda sostiene que en realidad Shakespeare y Cervantes son la misma persona.
  2. Las leyendas de viajes en el tiempo, según las cuales existen fotografías y otros registros que prueban la presencia de viajeros temporales, por ejemplo, de artefactos no inventados todavía (como teléfonos celulares).
  3. La leyenda sobre el origen de la cesárea, según la cual se le puso ese nombre a la técnica porque el emperador romano Julio César había tenido que ser extraído del vientre materno de aquella manera. Existe, sin embargo, evidencia abundante de que no es cierto.
  4. La leyenda sobre el escape de Hitler, según la cual el célebre dictador alemán no se habría suicidado en Berlín en 1945, sino que cambió su identidad y logró huir a América del Sur (Argentina o Brasil, dependiendo de la versión de la leyenda), donde vivió muchos años más.
  5. La leyenda sobre la invención de la guillotina, según la cual el artefacto habría sido inventado por el francés Joseph-Ignace Guillotin, quien luego fue ejecutado mediante el uso del mismo aparato. Lo cierto es que la guillotina fue inventada muy previamente, pero Guillotin sugirió su uso durante la Revolución francesa. Guillotin murió de causas naturales en 1814.

Leyendas religiosas

Las leyendas religiosas son aquellas cuyos relatos tienen que ver con la religión, el misticismo o los milagros. Sus características principales suelen ser:

  • Narran relatos vinculados con la fe, la vida de los santos u otras formas del discurso religioso oficial.
  • No suelen tener anclaje en lo local.
  • Pueden considerarse tanto leyendas urbanas como rurales.

Algunos ejemplos de leyendas religiosas son:

  1. Las leyendas de la aparición de la virgen María, según las cuales la imagen de la madre de Jesucristo se les ha manifestado a sus fieles en diferentes ocasiones y lugares. A cada una de sus apariciones se le denomina en adelante con el nombre del lugar donde se la vio o de la persona a la que se le apareció. Por ejemplo: la virgen de Luján, la virgen de Fátima, la virgen de Coromoto, entre otras.
  2. La leyenda del santo grial, según la cual sobrevive en algún lugar recóndito la copa sobre la cual derramó Jesucristo su sangre al estar en la cruz. Este cáliz tiene supuestamente propiedades milagrosas, como curar enfermedades o alargar la vida. Esta leyenda surgió en el Medioevo y fue sumamente popular en la literatura de caballerías.
  3. La leyenda del Cristo de Avellaneda, según la cual un pueblo de España fue desmantelado por las termitas e hizo falta mudar los implementos de la iglesia, entre ellos una gigantesca figura tallada de Jesucristo. Cuando intentaron sacarla del pueblo por un camino distinto al de su acostumbrada procesión, se nubló el cielo y una brisa torrencial les hizo imposible a los fieles seguir su camino. Entonces volvieron a la iglesia con la estatua a cuestas y reemprendieron la marcha por el camino usual. Esta vez el cielo soleado los acompañó hasta la salida del pueblo.
  4. La leyenda de Florentino y el diablo, del folklore venezolano, según la cual a un coplero de nombre Florentino el demonio se le apareció para retarlo a un duelo musical, o sea, un contrapunteo al ritmo de los instrumentos folklóricos, en el cual se necesita mucha agilidad mental para responder a los versos del otro. Solo ganando podría Florentino salvar su alma. Esta leyenda ha sido adaptada a la literatura, al cine y al teatro en Venezuela.
  5. La leyenda de San Roque, según la cual este predicador cristiano renunció a sus riquezas y se dedicó a asistir a los pobres y los enfermos, hasta que él mismo contrajo la plaga y decidió retirarse al bosque a morir sin contagiar a nadie. Allí, fue asistido por un perro solitario, que le llevaba comida y le lamía las llagas hasta hacérselas sanar. San Roque entendió que a través del perro obraba Dios y se convirtió en el santo patrono de los perros y de los enfermos.

Leyendas etiológicas

Las leyendas etiológicas son aquellas cuyos relatos explican, a través de sucesos sobrenaturales o maravillosos, el origen de los elementos naturales y accidentes geográficos locales, o bien de ciudades y lugares destacados. Sus principales características suelen ser:

  • Sus relatos tienen lugar mayormente en el campo y en lugares poco habitados, o en poblaciones que están muy en contacto con su entorno geográfico, como pueblos montañosos o pueblos costeros. Sin embargo, muchos se ocupan de la fundación de las ciudades.
  • Normalmente tienen mucho anclaje local, es decir, tratan sobre la naturaleza del lugar donde surgieron.
  • Se consideran mayormente parte de leyendas rurales y el folklore popular.

Algunos ejemplos de leyendas etiológicas son:

  1. La leyenda de la fundación de Roma, según la cual dos hermanos gemelos, Rómulo y Remo, de noble nacimiento, fueron abandonados en una cesta sobre el río Tíber, y así fueron a dar a un bosque, donde una loba recién parida los amamantó como si se tratase de sus propios cachorros. Los dos hermanos serían luego encontrados y rescatados, y crecerían para convertirse en los héroes fundadores de Roma.
  2. La leyenda del origen del Salar de Uyuni, en Bolivia, según la cual este salar se originó debido al triángulo amoroso entre los gigantes Kusku, Tunupa y Kusina, los tres cerros que rodean al salar. Dice la leyenda que los dos primeros estaban felizmente casados hasta que llegó Kusina, la seductora, de quien Kusku quedó perdidamente enamorado. Con el corazón roto, Tunupa lloró amargas lágrimas que se mezclaron con la leche de sus pechos, pues estaba esperando una criatura. Así, al secarse su llanto, quedó conformado el salar.
  3. La leyenda inuit del origen de las montañas, según la cual las montañas son el fruto de la colosal pelea entre los Tuniqs, los gigantes. Estos querían devorar a un pequeño cazador inuit, pero fueron engañados por este y puestos a luchar entre sí: y con cada golpe que erraban, cambiaban la configuración de la Tierra, y daban lugar a valles y montañas. Finalmente, agotados, los gigantes fueron derrotados por el pequeño inuit, a quien no pudieron comerse.
  4. La leyenda maya del origen de la humanidad, recogida en el Popol Vuh, según la cual los dioses crearon a la humanidad tres veces, de tres materiales distintos: barro, madera y maíz. Los hombres de barro eran frágiles e inestables, y no cumplían su propósito de alabar a los dioses, así que fueron destruidos; los hombres de madera resultaron ser fríos y carentes de sentimientos, y fueron convertidos en monos por los dioses; pero, finalmente, los hombres de maíz demostraron tener el justo balance y de ellos proviene la humanidad.
  5. La leyenda azteca sobre el origen de la Luna, según la cual los dioses Tezcatlipoca, Quetzalcóatl y Citlalicue, reunidos en Teotihuacan, hicieron una hoguera sagrada en la cual debería inmolarse quien deseara ser convertido en Sol. Había dos elegidos para el sacrificio: el rico y hermoso Tecciztecatl, y el enfermo y pobre Nanahuatzin. Cuando los dioses convocaron a quien quisiera ser el Sol, el pobre Nanahuatzin se arrojó sin dudarlo a la hoguera, mientras que el rico Tecciztecatl, sintiendo que tenía mucho que perder, dudaba. Sin embargo, cuando vio a su compañero convertido en el Sol, la envidia pudo más y se arrojó también a la hoguera. Los dioses, en recuerdo de su cobardía, lo transformaron en la Luna y le arrebataron el brillo propio.

Leyendas escatológicas

Las leyendas escatológicas son aquellas cuyos relatos tienen que ver con el fin de la vida, el más allá o la vida más allá de la muerte. Sus principales características son:

  • Se ocupan de temas como los muertos vivientes, los fantasmas, los mensajes del más allá o el apocalipsis.
  • Sus relatos reflejan una visión de mundo (o cosmovisión) propia de la cultura y la religión de quienes los cuentan.
  • En sus relatos puede o no haber referentes locales reales, como lugares, hechos históricos o personajes famosos.
  • Pueden ser tanto leyendas rurales como urbanas.

Algunos ejemplos de leyendas escatológicas son:

  1. La leyenda de María Angula, de Ecuador, según la cual María Angula era una niña muy traviesa, a la que su madre envió a comprar tripas al mercado, pero ella se quedó por allí jugando con sus amigos. Cuando la noche cayó y volvía a casa con las manos vacías, decidió robarse las tripas de un muerto recién enterrado que encontró en el cementerio. En su casa no se dieron cuenta del engaño, pero cuando esa noche todo el mundo se fue a dormir, en la casa se apareció el cadáver a reclamar “las tripas y el puzún que te robaste de mi sagrada sepultura”. La leyenda dice que el muerto volvió a su tumba, pero esta vez llevándose las tripas de María Angula en la mano.
  2. Las leyendas del muerto agradecido, según las cuales un viajero encuentra un cadáver insepulto que devoran los animales, y conmovido se decide a darle cristiana sepultura, sin saber que más adelante, cuando el camino le depare alguna tragedia, la mano misteriosa del muerto aparecerá en su auxilio, pagando así la deuda contraída. Esta leyenda es común a diferentes países hispanos, y su anécdota puede asumir formas muy diferentes.
  3. La leyenda de la procesión de las almas en pena, de España, según la cual vaga por Galicia a medianoche la “Santa Compañía”, una procesión de espíritus lamentosos que acompañan a un féretro, y a los que se suma cualquier desdichado que tenga la desgracia de hallarse en la calle y cruzarse a su paso. Dice la leyenda que si el desdichado se fija bien, reconocerá su propio rostro en el féretro, y al día siguiente estará muerto.
  4. La leyenda del taxi de la muerte, de Argentina, según la cual, al salir del cementerio de la Chacarita, en Buenos Aires, se corre el riesgo de encontrarse un taxi fantasmagórico cuya chapa o licencia es 666. Si alguien tiene la desgracia de tomarlo, luego no se podrá bajar. El conductor, huesudo y silencioso como la muerte, lo conducirá a todos los lugares que visitó a lo largo de la vida, hasta volver a depositarlo en la entrada del cementerio, de donde ya nunca podrá salir.
  5. La leyenda de la monja del vaso, de Costa Rica, según la cual en el Hospital San Juan de Dios de San José vaga el ánima en pena de una monja. Se aparece con un vaso entre las manos, pues en vida le negó un último vaso de agua a un tuberculoso moribundo, quien a cambio la maldijo para siempre. Desde entonces el espíritu vaga por el hospital, buscando quien le acepte el vaso de agua, pero todos al contemplar su rostro cadavérico huyen despavoridos.

Sigue con:

Ejercicio: tipos de leyendas

Referencias

  • Villa, E. (1987). “La literatura oral: mito y leyenda”. Los mitos de la región andina. s. e.
  • The Encyclopaedia Britannica. “Legend (literature)”. Britannica
  • Gómes del Campo, M. (). “Leyenda”. Enciclopedia de la literatura de MéxicoELEM 

Cómo citar

"Tipos de leyendas". Autor: Gilberto Farías. De: Argentina. Para: Enciclopedia del Lenguaje. Disponible en: https://lenguaje.com/tipos-de-leyendas/. Última edición: febrero 29, 2024. Consultado: abril 9, 2024. Año: 2023.

Sobre el autor

Autor: Gilberto Farías

Licenciado en Letras (Universidad Central de Venezuela)

Revisado por: Inés Iraeta

Licenciada en Comunicación Periodística (Universidad Católica Argentina)

Última edición: febrero 29, 2024

¿Te fue útil esta información?

No

    ¡Genial! Gracias por visitarnos :)