Propiedades textuales

El texto es una unidad comunicativa que presenta tres propiedades constitutivas: la adecuación, la coherencia y la cohesión.

  • La adecuación es la adaptación del texto a la situación comunicativa.
  • La coherencia se encarga de que el texto sea una unidad de sentido global y que todos los elementos se relacionen.
  • La cohesión relaciona los elementos del texto a través de procedimientos gramaticales o léxicos.

¿Para qué sirven las propiedades textuales? La adecuación, la coherencia y la cohesión son necesarias para que un texto se amolde correctamente a una situación comunicativa, sea una unidad con sentido global y sus partes estén interrelacionadas de manera lógica y comprensible. Si un texto no presenta alguna de las propiedades textuales, no va a lograr ser exitoso y poder comunicar una idea.

Adecuación

La adecuación es la propiedad por la cual el texto se adapta a una determinada situación comunicativa a través de la elección de cierto tipo de registro. Está condicionada por la relación entre el emisor y el receptor, la finalidad del texto, el tema abordado y el canal que se utilizará.

El registro es una elección del hablante determinada por el contexto de producción de un texto. Según algunos lingüistas, la lengua se adecua a la situación comunicativa en función de las siguientes categorías:

  • El campo. Determina el grado de especificidad de un texto que puede ser especializado, técnico, general. Hace referencia al marco social en el que se desarrolla el texto y a su intencionalidad.
  • El modo. Es el canal elegido para la comunicación, puede ser oral, escrito, audiovisual, dialogado o monologado, entre otros. El modo determina el grado de espontaneidad y planificación de un texto.
  • El tenor. Se relaciona con la relación entre el emisor y el receptor y la finalidad del texto. Existen dos tipos de tenor:
    • Tenor interpersonal. Determina el grado de formalidad de los textos a partir de las formas de tratamiento y las marcas de subjetividad y objetividad. Puede ser formal, solemne, informal, coloquial, neutral, entre otros.
    • Tenor funcional. Se relaciona con la intencionalidad del emisor. Puede ser explicativo, descriptivo, persuasivo, estético, entre otros.

Coherencia

La coherencia es la propiedad textual que permite que un texto sea percibido como un todo estructurado, como una unidad de sentido global cuyas partes se relacionan entre sí.

Un texto coherente presenta sus ideas de manera organizada, atendiendo a lo más relevante y conectando sus conceptos de una manera lógica y comprensible. Para ser coherente, un texto debe tener sus partes (palabras, oraciones, párrafos, apartados, capítulos) relacionadas entre sí y con el tema global. 

Cohesión

La cohesión es una propiedad de los textos que relaciona los distintos elementos conformando una red de sentido y haciendo visible la coherencia. La cohesión puede ser de tipo gramatical o léxica.

Cohesión gramatical

Los elementos textuales se relacionan entre sí a partir de ciertos elementos gramaticales como la elipsis, la deíxis, los conectores y las conjunciones.

  • Elipsis. Consiste en suprimir palabras para evitar la duplicación. Por ejemplo: El cartero trajo una caja. Al día siguiente, se llevó una carta. En la segunda oración se entiende que quien se llevó la carta es el cartero.
  • Deíxis. Consiste en señalar algo presente entre los hablantes o en el enunciado y puede ser personal, de lugar o de tiempo. Por ejemplo: Me voy a mi casa. Allí estaré más tranquilo. La palabra allí hace referencia a la casa. La deíxis puede ser:
    • Deíxis anafórica. Cuando el lector debe volver atrás en el texto para interpretar el sentido de la palabra. Por ejemplo: Sol llegó tarde a clase. Ella estaba muy nerviosa. En este ejemplo, ella hace referencia a Sol.
    • Deíxis catafórica. Cuando el lector debe continuar leyendo para saber a qué palabra remite el pronombre o el determinante. Por ejemplo: Recordé que esa era mi tarea, limitarme a ordenar el local. En este ejemplo, esa remite a la tarea que se enuncia después.
  • Conectores y conjunciones. Hacen explícita la relación entre dos o más palabras. Se clasifican a partir del tipo de relaciones que establecen. Algunos de ellos son:
  • Conectores:
    • Aditivos: además, encima, asimismo.
    • Adversativos: pero, en cambio, sin embargo.
    • Concesivos: aun así, de todos modos, en cualquier caso.
    • Consecutivos y causales: por eso, entonces, a causa de.
    • Comparativos: del mismo modo, igualmente, de modo similar.
    • Reformulativos: es decir, a saber, en otras palabras.
    • Ordenadores: en primer lugar, luego, finalmente.
  • Conjunciones:
    • Coordinantes. Pueden ser: copulativas (y, e, ni), disyuntivas (o, u), adversativas (pero, mas, aunque, sino).
    • Subordinantes. Pueden ser: condicionales (si, como), causales (porque, pues), temporales (luego que, mientras), entre otras.

Cohesión léxica

Las palabras de un texto se vinculan entre sí a partir de las relaciones entre sus significados. Los recursos que permiten estas relaciones son la sustitución, la repetición y el campo semántico.

  • Sustitución. Sirve para evitar la repetición de un mismo término en el texto y se plasma a partir de los sinónimos y las palabras generalizadoras.
    • Sinónimos. Permiten vincular dos palabras de significado igual o parecido.
      Por ejemplo: Tomás es un buen corredor. Siempre se destacó como deportista.
    • Palabras generalizadoras. Su referencia es muy amplia y pueden usarse para englobar distintos elementos. Hay que tener cuidado de usarlas en exceso porque pueden volver ambiguo el texto.
      Por ejemplo: gente, problema, todos, materia, hecho, persona, hombre, mujer, cosa, cuestión.
  • Repetición. Sirve para hacer énfasis en la importancia de alguna palabra o idea.
    Por ejemplo: La obra fue muy conmovedora. Conmovedora hasta las lágrimas.
  • Campo semántico. Sirve para relacionar las palabras de un texto que tienen rasgos de significado común o parecido.
    Por ejemplo: mar, ola, gaviota, barco, pez, pescador, faro, tripulantes.

Referencias

  • AA.VV. (2016). Prácticas del Lenguaje 2. Estrada.
  • AA. VV. (2008). «Texto». Diccionario de términos clave de ELE. Recuperado de: https://cvc.cervantes.es/ensenanza/biblioteca_ele/diccio_ele/diccionario/texto.htm

Ejercicio: propiedades textuales

Sigue con:

Cómo citar

"Propiedades textuales". Autor: Catalina Travi. De: Argentina. Para: Enciclopedia del Lenguaje. Disponible en: https://lenguaje.com/propiedades-textuales/. Última edición: diciembre 9, 2023. Consultado: febrero 22, 2024. Año: 2023.

Sobre el autor

Autor: Catalina Travi

Profesora en Letras (Universidad Católica Argentina)

Revisado por: Inés Iraeta

Licenciada en Comunicación Periodística (Universidad Católica Argentina)

Última edición: diciembre 9, 2023

¿Te fue útil esta información?

No

    ¡Genial! Gracias por visitarnos :)