Partes de una oración

Las oraciones bimembres tienen dos partes: el sujeto y el predicado. Cada una de estas partes puede tener sus propios modificadores y complementos.

Una oración es un conjunto de palabras ordenadas con un sentido completo. Por lo general, las oraciones están formadas por dos componentes principales: el sujeto y el predicado.

Sujeto

El sujeto es la parte de la oración que indica quién realiza la acción del verbo o de quién se habla. Está formado por un núcleo, que suele ser un sustantivo (común o propio), un pronombre o un verbo en infinitivo, y puede tener diversos modificadores. Por ejemplo:

  • La casa tiene dos habitaciones. (Sustantivo común)
  • Valentín cocinó pasta. (Sustantivo propio)
  • Nosotros compramos en esa tienda. (Pronombre)
  • Viajar en tren es divertido. (Verbo en infinitivo)

Para encontrar el sujeto de una oración, hay que preguntarle al verbo qué, quién o quiénes. Por ejemplo:

  • La casa tiene dos habitaciones. ¿Qué tiene dos habitaciones? La casa.
  • Valentín cocinó pasta. ¿Quién cocinó pasta? Valentín.
  • Nosotros compramos en la tienda. ¿Quiénes compramos en la tienda? Nosotros.
  • Viajar en tren es divertido. ¿Qué es divertido? Viajar en tren.

Importante: El sujeto suele encontrarse al principio de las oraciones. Sin embargo, en ocasiones puede aparecer en el medio o al final:

  • Anoche, Mariano soñó con Romina.
  • Nos llevó en auto mi papá.

Además, puede estar expreso, es decir, presente en la oración, o tácito, en cuyo caso se deduce por la terminación del verbo. Por ejemplo:

  • Yo no fui al baile.
  • No fui al baile. [Sujeto tácito: yo]

Predicado

El predicado es la parte de la oración que indica cuál es la acción que realiza el sujeto o qué se dice sobre él. Está formado por un núcleo, que suele ser un verbo que concuerda en persona y número con el sujeto, y puede tener distintos complementos. Por ejemplo:

  • Ellos pasean al perro del vecino.
  • Las toallas están en el armario.
  • El equipo local perdió el partido.
  • Río de Janeiro es una ciudad hermosa.

Para encontrar el predicado de una oración, hay que preguntar qué hace o qué se dice del sujeto. Por ejemplo:

  • Ellos pasean al perro del vecino. ¿Qué hacen ellos? Pasean al perro del vecino.
  • Las toallas están en el armario. ¿Qué se dice de las toallas? Están en el armario.
  • El equipo local perdió el partido. ¿Qué hizo el equipo local? Perdió el partido.
  • Río de Janeiro es una ciudad hermosa. ¿Qué se dice de Río de Janeiro? Es una ciudad hermosa.

Importante: En español, el predicado puede aparecer como un único bloque o separado en dos partes. Por ejemplo:

  • Mi mamá cocinó arroz con pollo.
  • En este país, los trenes son muy veloces.

Ejemplos de sujeto y predicado

En las siguientes oraciones, el sujeto se indica en lila y el predicado en naranja:

  1. El perro de Mía ladra mucho.
  2. Ana escribió un libro.
  3. El sol brilla con intensidad.
  4. Martín corre rápido por el patio.
  5. Me despertó a la madrugada el canto del gallo.
  6. El agua está saliendo muy fría.
  7. Hernán cocina la cena para su familia.
  8. Los vecinos conversan en la vereda.
  9. En Estados Unidos, Carlos estudió Ingeniería Industrial.
  10. El viento sopla fuerte.
  11. Luis y Luciana bailan salsa.
  12. La ardilla duerme sobre el árbol.
  13. El tren no llegó puntual esta mañana.
  14. Los martes, Laura asiste a clases de canto.
  15. El coche avanza lentamente.
  16. La profesora dio detalles del examen de mañana.
  17. El teléfono sonó durante la reunión.
  18. Juana y Catalina ríen divertidas.
  19. Los pájaros vuelan alto en el cielo.
  20. El café está caliente.
  21. Este año, el árbol creció mucho.
  22. Con dedicación, la abuela aprende a usar la computadora.
  23. Yo no creo en los fantasmas.
  24. Nuestros amigos llegaron a tiempo.
  25. Los alumnos juegan en el recreo.
  26. Mi gato no persigue ratones.
  27. El atleta corre veloz hacia la meta.
  28. Anoche, el niño pequeño lloró mucho.
  29. El músico toca el piano con estilo.
  30. La lluvia entró por la ventana.

Modificadores del sujeto y del predicado

Dentro del sujeto, se pueden encontrar los siguientes modificadores:

  • Modificador directo. Puede ser un artículo, un pronombre o un adjetivo que se sitúa justo delante o detrás del núcleo del sujeto y que concuerda en género y número con él.
    Por ejemplo: Este viento fuerte revuelve mi cabello.
  • Modificador indirecto. Es una construcción encabezada por una preposición, que acompaña al núcleo del sujeto.
    Por ejemplo: La casa de Juliana tiene paredes verdes.
  • Aposición. Es una palabra o construcción sustantiva que explica o especifica algo del núcleo del sujeto.
    Por ejemplo: Pablo y Patricia, mis tíos, se mudaron al exterior.

Dentro del predicado, se pueden encontrar los siguientes complementos:

  • Objeto directo o complemento directo. Es aquel que señala el objeto que recibe la acción del verbo, y puede reemplazarse por los pronombres la, las, lo o los.
    Por ejemplo: La niña quiere un abrazo. / La niña lo quiere.
  • Objeto indirecto o complemento indirecto. Es aquel que señala al destinatario de la acción del verbo, y se encuentra encabezado por las preposiciones a o para. Puede remplazarse por los pronombres le o les.
    Por ejemplo: El padre compró libros a los niños. / El padre les compró libros.
  • Complemento circunstancial. Es aquel que señala la circunstancia en la que ocurre la acción del verbo. Puede ser de tiempo, lugar, modo, causa, instrumento, finalidad, entre otros.
    Por ejemplo: Las aves vuelan hacia el sur.
  • Atributo. Es aquel que acompaña a un verbo copulativo (ser, estar, parecer) y completa su sentido.
    Por ejemplo: Los lápices son nuevos.
  • Predicativo subjetivo u objetivo. Es aquel que modifica al núcleo verbal y al núcleo del sujeto o del objeto directo simultáneamente.
    Por ejemplo: El hombre rindió tranquilo el examen de conducir. / Eva vio contento a su padre.
  • Complemento de régimen. Es aquel que se encabeza por una preposición que es exigida por el verbo.
    Por ejemplo: Mi abuela se queja de todo.
  • Complemento agente. Es aquel que señala quién realiza la acción del verbo cuando no hay sujeto activo. Aparece en oraciones pasivas y siempre está encabezado por la preposición por.
    Por ejemplo: Este retrato fue pintado por un artista prestigioso.

Tipos de oraciones

Las oraciones se pueden clasificar bajo diversos criterios:

Según la cantidad de miembros

  • Oración bimembre. Está compuesta por dos miembros: sujeto y predicado.
    Por ejemplo: Las jóvenes juegan al hockey.
  • Oración unimembre. Está compuesta por un solo miembro, es decir, no puede dividirse en sujeto y predicado.
    Por ejemplo: ¡Hace calor!

Según la voz

  • Oración activa. El sujeto es quien realiza la acción del verbo.
    Por ejemplo: Los guardavidas alertaron a los bañistas.
  • Oración pasiva. El sujeto es quien recibe la acción del verbo.
    Por ejemplo: Los bañistas fueron alertados por los guardavidas.

Según el tipo de verbo

  • Oración copulativa. Tiene un verbo copulativo, casi vacío de sentido, que actúa como enlace entre el sujeto y el atributo.
    Por ejemplo: Las vacaciones estuvieron fabulosas.
  • Oración predicativa. Tiene un verbo con sentido pleno.
    Por ejemplo: El abuelo y yo disfrutamos de un helado.

Según la cantidad de verbos

  • Oración simple. Tiene un solo predicado.
    Por ejemplo: Eugenia tiene ritmo.
  • Oración compuesta. Tiene dos o más predicados.
    Por ejemplo: Los niños arrojan migajas y las palomas las comen.

Referencias

  • AA.VV. (1999). Gramática de la lengua española. Reglas y ejercicios. Larousse.
  • Real Academia Española. (2009). Nueva gramática de la lengua española. Espasa.

Sigue con:

Ejercicio: partes de una oración

Cómo citar

"Partes de una oración". Autor: Vanesa Rabotnikof. De: Argentina. Para: Enciclopedia del Lenguaje. Disponible en: https://lenguaje.com/partes-de-una-oracion/. Última edición: diciembre 28, 2023. Consultado: febrero 22, 2024. Año: 2023.

Sobre el autor

Autor: Vanesa Rabotnikof

Licenciada en Letras (Universidad de Buenos Aires). Especialización en Edición (Universidad Nacional de La Plata).

Revisado por: Natalia Ribas

Licenciada en Letras (Universidad de Buenos Aires)

Última edición: diciembre 28, 2023

¿Te fue útil esta información?

No

    ¡Genial! Gracias por visitarnos :)